LA DEPRESIÓN DERIVADA DE UN DUELO NO ELABORADO,

DESDE LA PERSPECTIVA IFS

PRIMERA CONSULTA GRATUITA 91-845-95-02 
Mónica es una chica normal, pero desde hace unos años le han ocurrido sucesos en su vida difíciles de gestionar emocionalmente. Perdió a su marido por un infarto a la edad de 38 años a los 6 meses de nacer su hijo pequeño. Tiene que ocuparse sola de tres hijos de 12, 8 y 4 años  y además trabajar sin descanso. Últimamente nota que lo único que quiere es dormir y tiene una tristeza que la invade e impide que haga una vida normal. Esa parte de tristeza cuando falleció su marido no pudo ser escuchada porque no tenía tiempo para ella. Debía dedicarse en cuerpo y alma a sacar a su familia adelante y era imposible pararse a sentirse triste por todo lo que le había sucedido. Con el paso del tiempo y algunas situaciones de la vida diaria que fueron dándose, la parte de tristeza que no fué escuchada se ha ido volviendo más intensa con la intención de que Mónica la escuche. Pero el miedo a que eso le haga caer, ha generado un conflicto en su interior. A su vez otra parte intenta protegerla de ello, haciéndola dormir más de lo habitual. Esto hace que deje cosas sin atender y provoca que aparezca una parte crítica que incrementa el sentimiento de culpa y de no ser capaz, de modo que la tristeza va cada vez a más. Debido a no poder atender sus obligaciones Mónica acaba perdiendo su trabajo, sintiéndose   aún más triste y asustada, por lo que pasa cada vez más tiempo durmiendo y sin fuerzas para poder salir de ese complicado círculo vicioso. Cuando podemos ayudar a rebajar la intensidad de la parte del miedo a caer y de la parte crítica y le explicamos a la parte que la hace dormir que hay una manera diferente de hacer que Mónica se sienta bien, estas partes sienten curiosidad para proteger a Mónica de una forma más efectiva que le permita salir de esta situación. Al trabajar con su parte de tristeza, ésta nos transmite lo difícil que fue para ella no poder ser escuchada porque tenía un gran dolor por la pérdida de su gran amor, que aún siente como una gran carga dentro de ella. Al sentirse escuchada por Mónica la parte de tristeza se va encontrando más aliviada. Y cuando le ayudamos a liberarse de esa carga, aquellas partes como el miedo, la crítica o la parte que la hace dormir, que sólo trataban de evitar justo aquello que estaba ocurriendo, quieren transformar su forma de protegerla con cualidades como la fuerza, la alegría y la seguridad. Mónica al tener una perspectiva más amplia y estar mucho mejor anímicamente, es capaz de  dar un giro a su vida, encontrar un nuevo trabajo, disfrutar de sus hijos y descubrir nuevas experiencias.  
C/ Pintor Sorolla, 2 - Bloque 10 - Bajo 1 (Urb. Vista Nevada) - 28770 - Colmenar Viejo - Madrid  C/ Alcalá 18, 2º Izqda. (Metro Sevilla) - Madrid. Tlf.: 91-532-46-80   91-845-95-02  Pide tu cita
La depresión de un duelo no elaborado, desde la perspectiva IFS.